jueves, 5 de diciembre de 2013

Ruta Tanes - Majada de Espines

Por la carretera AS-17, llegamos hasta el pueblo de Tanes y aparcamos frente al pantano.




Comenzamos dando un paseo por las callejuelas del pueblo. Pasamos la capilla de San Roque y al llegar a la última casa la bordeamos por la parte de arriba, tomamos una caleya que nos saca a una pista hormigonada.




La pista sube entre avellanos y castaños. Algunas castañas en el suelo hacen que no nos podamos resistir al placer de cogerlas.



El día no está muy bueno y comienza a caer un ligero orvallo, pero seguimos nuestro paseo. Pronto encontramos la primera braña, con sus cabañas casi derruidas.



Mientras subimos vamos contemplando cuidadas praderías que aparecen entre el arbolado. Pronto llegamos a una segunda braña, pasamos un grupo de cabañas y continuamos por la pista hasta el final. Aquí se encuentra otra cabaña rodeada de árboles.




Desde aquí tenemos una bonita vista del pueblo de Tanes bajo la lluvia.



Vista la braña, retrocedemos hasta encontrar un camino a la izquierda. Dejamos la pista y tomamos este camino de tierra, que en algún momento deja ver su empedrado haciéendonos pensar que puede traratarse de un camino real.



Si el camino ya era bonito, ahora que entramos en un precioso bosque con importantes castaños aún lo es más. Volvemos a pararnos y vamos recogiendo alguna castaña.



Continuamos nuestra ruta, siempre subiendo, que nos saca a enlazar con la pista ganadera que sube de Tanes. Continuamos la pista hormigonada con fuerte pendiente. Pasamos esta cabaña y abajo dejamos el pueblo de Tanes y el pantano.



Llegamos a la collada de Puiciellu. Desde aquí las vistas son imprecionantes a lo lejos podemos distinguir el valle del Nalón y el pueblo de Campiellos bajo el pico La Xamoca.




Mirando al norte, podemos contemplar varias cabañas diseminadas por la ladera de la montaña.



Atrás vamos dejando algunas cabañas rehabilitadas mientras que en el horizonte podemos contemplar nuestro objetivo de hoy.



De Puciellu parten tres pistas, nosotros tomamos la más elevada que nos llevará al Mayau, mientras disfrutamos de este espectacular colorido que el otoño nos regala.




Pasamos el Mayau donde dejamos más cabañas rehabilitadas junto a praderías bien cuidadas.




Acometemos el último repecho que nos queda para alcanzar nuestro objetivo.



A los pies de La Trapa colocado sobre este promontorio tenemos la majada de Espines.




Fuente en la majada.
17- 4143- Subimos a la pintoresca majada de Espines.



Pasear por esta soleada y preciosa majada con unas cabañas totalmente reformadas es un placer. Supongo que serán lugar de descanso y relajación para sus propietarios.




Las vistas desde la majada son impresionantes. Abajo vemos otra collada situada a los pies del pico Cotiellos.




Bajamos nuevamente hasta la fuente y continuamos por el bonito camino. Espectacular vista del Cordal de Trapa.



Después de deleitarnos con estas maravillosas vistas decidimos no avanzar más en nuestro caminar y emprendemos el camino de regreso que ahora haremos por la pista ganadera.




Pasamos por varias brañas hasta llegar a la braña Misiegues, que es la más cercana al pueblo.




Mientras bajamos esta pronunciada pista vamos contemplando bonitas vistas del pueblo de Tanes y del pantano.



Entramos en el pueblo por la parte contraria a la que salimos por la mañana. Volvemos a recorrer sus callejuelas, contemplando antiguas casas como ésta, que según nos cuenta una vecina, se trata de un convento de religiosas que atendían una leprosería que se encontraba enfrente.




Es un bonito recorrido, poco conocido, por el Parque Natural de Redes pudiendo disfrutar de un buen paseo por las numerosas brañas que adornan este privilegiado paisaje.Recorrer las callejuelas del pueblo de Tanes contemplando su paneras, casas tradicionales, capilla o lavadero. ¡Merece la pena!




No hay comentarios:

Publicar un comentario